lunes, 29 de enero de 2018

¡LO DIVINO SI QUE EXISTE!...CON FORMA DE CARQUINYOLIS!

Sí amigos lo divino existe y es cierto que en muchas formas, pero una de ellas son los carquinyolis(carquiñolis), postre típico de Cataluña, del que hoy os traigo la receta y su elaboración.
Los carquinyolis son unas pastas secas y dulces tradicionales que se hacen en muchas localidades catalanas. Las primeras recetas de carquiñolis datan de hace un siglo y medio. Se elaboran básicamente con huevos, leche, azúcar, harina y almendras, aunque cada pastelero le aporta su toque personal. La masa que se obtiene se le da una forma alargada, se hornea unos 20 minutos, luego sin llegar a que enfríe del todo, se corta en trozos pequeños y se colocan nuevamente hasta que estén doraditos. Son de textura dura y crujiente y con un gusto muy marcado por la almendra. Se comen solos o acompañados de leche, café, chocolate, vino dulce o ratafía y son ideales tanto para desayunos como meriendas.


Vamos con la receta..

Ingredientes: 
  • 800 grs. de harina de fuerza
  • 500 grs. de azúcar blanco
  • 360 grs de almendras con piel
  • 120 grs. almendras molidas
  • 15 grs. levadura tipo Royal
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 125 ml. de aceite de oliva
  • 6 huevos
  • Ralladura de un limón 

Preparación:

Comenzamos tamizando la harina, añadimos todos los ingredientes menos las almendras y los huevos. Los mezclamos en una amasadora aunque podemos amasar a mano dentro de un bol o bien haciendo un “volcán” con la harina y colocando los ingredientes restantes dentro.


Una vez se mezclan bien los ingredientes, añadiremos el aceite. A continuación los huevos uno a uno hasta que quede una masa húmeda pero compacta.
Por último añadiremos las almendras para integrarlas con la masa.
Dividimos la masa en partes iguales y hacemos unas tiras largas que colocaremos en una bandeja de horno untada previamente con aceite o bien con un papel de hornear. 
Dejamos reposar durante 30 minutos en la nevera. Batimos un huevo y pintamos las barritas que previamente hemos aplanado un poco con las manos. Quedará algo así como en la foto.


Horneamos a 180º (horno previamente precalentado) entre 20-25 minutos. Sacamos del horno, y dejamos entibiar las barritas (que no se enfríen del todo) y las cortamos en piezas de 1 cm cada una.


La volvemos a introducir al horno hasta que queden doraditos. Les damos la vuelta, colocamos nuevamente un par de minutos al horno, y estarán listos!
Los carquinyolis los podemos conservar mejor dentro de una lata metálica bien cerrada y aguantarán buenos muchos días, aunque con lo ricos que quedan eso no lo garantizo 😆

Espero te guste la receta, si tienes dudas escríbeme un comentario.

Dulces saludos,

SweeTessye

Receta adaptada de El forner de Alella