sábado, 6 de enero de 2018

Y LLEGARON SUS MAJESTADES....

Día 6. Un día de emociones para pequeños y grandes. Todos esperan las sorpresas que sus majestades han traído en su ajetrear de toda una noche larga y mágica. Si, llegan cansados, ellos con sus camellos, pero cargados de regalitos e ilusiones. Yo me propuse este año no dejarlo pasar y elaborar el tan preciado Roscón. Aqui os dejo mi receta adaptada de las estupendas recetas de conelchef.comelpucheretedemari.com 



Ingredientes:

Para la masa madre:
- 90 g de harina de fuerza
- 50 g de leche
- 2 g de levadura fresca de panadero (podéis encontrarla en supermercados en la sección de mantequillas o comprar en panaderías)

Para la infusión aromatizada:
-100 gr de leche entera
- piel de 1 naranja
- piel de 1 limón
- 1 rama grande de canela

Para la masa final del roscón:
- 350 g de harina de fuerza
-  piel rallada de naranja
-  piel rallada de limón
- 10 g de agua de azahar 
- 70 g de azúcar
- 15 g de levadura fresca de panadero 
- 2 huevos y 1 huevo para pintar
- 60 g de mantequilla a temperatura ambiente
- 1 pizca de sal
- 15 ml de miel

Para la decoración:
- Frutas escarchadas
- Almendra laminada
- Azúcar blanco humedecido con unas gotas de agua de azahar

Preparación:
Preparamos la infusión aromatizada calentando la leche en un cazo, con la canela y las pieles del limón y naranja. Llevamos a ebullición, apartamos del fuego y reservamos. Para que la leche se infusione bien de estos aromas podemos prepararla el día anterior y dejar en la nevera reposar toda la noche.
Asimismo podemos preparar el primer prefermento de la masa y dejarlo bien tapado con film alimentario en la nevera (subirá igualmente) o dejamos en un sitio cálido durante 3 horas. 
Para el prefermento entibiamos los 50 g de leche y añadimos la levadura desmenuzada, mezclamos bien hasta que la levadura se integre y agregamos los 90 g de la harina y vamos formando una bolita de masa, que una vez todo integrado dejamos en un bol tapada con film.

proceso fermentado e infusionado

Para elaborar la masa final del roscón, colocaremos en una amasadora o robot de cocina con el gancho para amasar y colocamos en el vaso la harina, la leche infusionada que sacaremos previamente de la nevera para que esté a temperatura ambiente y colamos. Añadimos la harina, el azúcar, el agua de azahar, la miel, los huevos, la levadura fresca desmenuzada y comenzamos a amasar. Yo en mi caso fui añadiendo la masa del primer prefermento, a trocitos y veremos como se va integrando todo. Aquí comenzamos a añadir la mantequilla, yo lo hice en 3 adiciones hasta que estuvo bien integrada. Y como último paso añadimos nuestras ralladuras. Cuando vemos como nuestra masa toma forma y se despega de las paredes del vaso, podemos añadir antes de sacarla, un chorrito de aceite para que sea mas fácil extraerla. Detenemos y sacamos nuestra masa, podemos colocar sobre un tapiz de silicona, sobre film de hornear o sobre nuestra encimera limpia a la que añadimos un poco de aceite para manipular la masa. La amasamos con nuestras manos con movimientos envolventes hacia dentro, una vez la vemos con una superficie lisa y brillante colocamos en un bol, tapamos con un paño o film alimentario y reservamos en lugar cálido (en mi caso dentro del horno apagado) y dejamos reposar 2 horas. Quedará así.

masa fermentada

Observamos que ha duplicado su volumen, sacamos y volvemos amasar de forma envolvente hacia dentro, si queremos podemos dividirla (por si queréis hacer 2 roscones por ejemplo). Yo separé en 2 bolas y las dejé tapadas unos 10 minutos para que reposaran. Pasado este tiempo hacemos un agujero hundiendo el dedo en la masa y comenzamos a abrirlo pero suavemente poco a poco y la masa va tomando forma de aro. Colocamos nuestros aros sobre tapiz de silicona apto para horno o papel de hornear y vamos a pintar una primera vez con huevo batido mezclado con una cucharada de agua. Los dejamos reposar nuevamente en un sitio cálido entre unos 45 min - 60 min. Transcurrido ese tiempo vemos como han doblado su volumen, pasamos a aplicar la segunda pintada de huevo muy suavemente con pincel de silicona y colocamos las decoraciones que deseemos. Con el horno precalentado a 200ºC colocamos nuestro roscón en el centro y horneamos 10 minutos, pasado ese tiempo bajamos la temperatura a 180ºC y dejamos otros 10-12 minutos (no abrir el horno). Pasado ese tiempo abrimos y deberá estar listo y dorado.

roscón prehorneado

Espero te guste mi receta, si tienes dudas escríbeme un comentario.

Dulces saludos,

SweeTessye

viernes, 5 de enero de 2018

BLANCA Y DULCE NAVIDAD

Si, amigos ya se que la Navidad pasó, pero como es tema reciente quiero inaugurar mi blog con esta receta de tarta que para estas fiestas queda muy resultona y es sencilla.
tarta navidad

Ingredientes

Para la masa del bizcocho para un molde de 20-22 cm de diámetro:
  • 5 huevos
  • 250 g de harina
  • 250 g de azúcar
  • 50 ml de agua
  • 25 ml de aceite
  • 8 g de levadura química o polvo de hornear tipo Royal
  • 1 cucharadita de aroma de vainilla
  • 1 pizca de sal
  • ralladura de limón (solo la parte verde)
  • spray desmoldante o mantequilla para engrasar  
Para la decoración
Para la ganache:
  • 180 g de nata para montar (35% M.G. o más)
  • 200 g de chocolate blanco
Para las figuras de fondant:
  • 250 gramos de fondant blanco (se puede teñir con colorantes alimentarios)
Para recubrir la tarta:
  • 500 ml de nata para montar (35% M.G. o más)
  • 1 cucharada de azúcar glas
  • 1 cucharada de azúcar vainillado
  • 2 sobres de Natafix 
Preparación
  1. Precalienta el horno a 175º C 
  2. Forrar la base de un molde de 20-22 cm y engrasa con spray desmoldante o unta con mantequilla. Yo uso un molde desmontable y coloco un circulo de papel de hornear en la base del molde y con las tiras que sobran forro las paredes por si el bizcocho sobrepasa la altura del propio molde. Las tiras se adhieren al molde por la mantequilla que has untado previamente.
  3. Separa las claras de las yemas y reserva.
  4. Bate las claras con la pizca de sal y cuando ya comience a formarse el merengue añade la mitad de la cantidad de azúcar y sigue batiendo hasta que quede un merengue firme. Reserva.
  5.  Tamiza la harina junto con el polvo de hornear y reserva.
  6. En un bol coloca las yemas, el agua (puedes sustituir por leche), el aceite, la vainilla y la ralladura del limón. Mezcla con varillas hasta que todo esté integrado. Añade la harina (puedes hacerlo en 2 partes) y bate cada vez para integrar a la mezcla. (OJO! ten en cuenta no sobrebatir una vez añades la harina, solo para que se integre, con una espátula, repasa los bordes y fondo del bol, para que integres lo que se adhiere a las paredes, seguidamente añades la harina restante y bates hasta integrar.
  7. Ahora con la ayuda de espátula incorpora el merengue reservado a la mezcla anterior, siempre con movimientos envolventes, nunca mezclando, sino envolviendo suavemente hasta que todo quede integrado y veras que obtienes una mezcla homogénea.
  8. Vierte suavemente la mezcla en el molde ya preparado e introduce en el horno precalentado a 175º C.  Hornea durante aproximadamente 55 minutos(ten en cuenta que cada horno es un mundo). A los 45 minutos puedes abrir y ver como está el bizcocho (nunca antes). Si ves que ya está firme por arriba, puedes introducir un palillo para comprobar que está hecho en el interior. Si el palillo sale mojado, deja unos 10 minutos más y comprobar nuevamente a los 5 minutos.
  9. Una vez que está completamente hecho, retira el bizcocho del horno y coloca sobre la encimera. Espera 10 minutos y desmolda. Coloca sobre una rejilla para que enfríe. Quedará así si has seguido los pasos
bizcocho desmoldado

Decoración
Comenzamos preparando la ganache de chocolate blanco picando finamente el chocolate, calentamos la nata y vertemos sobre éste, removemos bien hasta disolver el chocolate. Tapamos con film alimentario a piel(para que no se reseque la superficie) y llevamos a la nevera hasta que se enfríe completamente. Montamos con varillas y reservamos.
Ahora vertemos la nata bien fría en un bol grande con el azúcar vainillado y con las varillas empezamos a montar unos segundos. Añadimos el Natafix y seguimos batiendo hasta obtener una nata densa. Reservamos en la nevera hasta el momento de decorar.
Teñimos pequeñas cantidades de fondant con los colorantes y preparamos las figuritas que deseemos para decorar, podemos utilizar cortadores de galletas para crear estrellas navideñas. Reservamos las figuras (podemos hacerlas con antelación y guardar en un recipiente hermético sobre papel de hornear).

Con ayuda de una lira o cuchillo cortamos el bizcocho en 3 capas, intentando que queden de igual altura. Colocamos un poco de nata sobre la base donde vamos a colocar la tarta y colocamos la primera capa. Rellenamos una manga pastelera con nuestra ganache de chocolate blanco y cubrimos nuestra capa, alisamos con una espátula, a continuación colocamos la capa siguiente, aquí podemos aplicar una cantidad de ganache en los bordes y en el centro aplicar confitura de vuestra fruta preferida (en este caso yo utilicé de frambuesas). Colocamos las última capa y superior de nuestro bizcocho y con ayuda de la espátula, repasamos las cantidades que van quedando por los bordes de la tarta, alisando para que la miga quede recogida.
Pondremos nuestra tarta en la nevera por unos 30 minutos para que la miga quede compacta. Colocaremos sobre un plato giratorio (si lo tenemos) y comenzamos a aplicar la nata montada para decorar y vamos alisando para que que las paredes de nuestra tarta queden lo mas lisas posibles. Podemos ayudarnos de un scraper para alisar el contorno y la capa superior. Luego colocamos un poco de nata que reservamos previamente en una manga pastelera con alguna boquilla de nuestro gusto y decoramos.
Como toque final esparcimos perlas decorativas comestibles y colocamos las figuras de fondant, espolvoreamos azúcar glas para simular el efecto nevado y listo! 
Espero te guste mi receta, si tienes dudas escríbeme un comentario.

Dulces saludos,

SweeTessye